Blog

¿Debo contratar a un abogado para x, y o z?

¿Realmente es necesario contratar a un abogado para…redactar un contrato? Redactar políticas de privacidad? Enviar una carta?

Como todo en la vida, DEPENDE ¿Pero de qué depende?

Primero vamos a dejar una cosa establecida. Los documentos y contratos que usa un negocio son importantísimos. Es lógico que un fundador prefiera vender y desarrollar su producto, en lugar de prestarle mucha atención a los detalles y tecnicismos legales. Sin embargo, esos contratos y documentos son las herramientas que utiliza un negocio para cumplir con sus objetivos.

Dicho eso, aunque siempre hay excepciones, en general un documento preparado por una persona sin conocimiento o con un documento prestado va a tener más boquetes que uno preparado por un servicio como “LegalZoom”, que a su vez va a tener más boquetes que uno preparado por un abogado con conocimiento.

Eso no significa que inmediatamente yo te voy a decir que me tienes que contratar para TODO, porque por experiencia yo sé que hay prioridades basadas en los recursos disponibles.

Presupuesto

Así que ¿cómo decides? Depende de dos factores: presupuesto y riesgo.

Si tienes cien dólares para desarrollar tu producto que es un programa de software, no lo uses para pagarle a un abogado por crear unos términos y condiciones en el website, porque la prioridad es desarrollar producto y mercado. Tal vez puedes gastar algo para uno de los servicios de generación de documentos, que no va a ser óptimo pero a lo mejor en ESE MOMENTO, con ESOS RECURSOS, es lo mejor dentro de las circunstancias.

Ahora, vamos a ver la parte de riesgo, y por ahora me concentro en el tipo de producto o servicio.

Riesgo

Cuando hablo de riesgo, hablo de riesgo para ti y tu negocio, y riesgo para el potencial cliente.

Si vendes servicios de diseño de logos, por ejemplo, y estás empezando desde cero, probablemente el crear unos términos y condiciones para tu website no tiene que estar en tu “top 3” en la lista de prioridades.

Ahora, si vendes por ejemplo un suplemento nutricional, eso conlleva unos riesgos más significativos y caros para el cliente, para tu negocio y para ti. Así que en ese caso, los términos y condiciones sí deberían ser una de tus prioridades y tal vez sí terminarías contratando a un abogado para que te desarrolle la mejor solución disponible para tu situación.

Para resumir: toma en cuenta presupuesto y riesgo, que es lo que un abogado corporativo también debe a considerar.

Share on facebook
Facebook
Share on linkedin
LinkedIn
Share on twitter
Twitter

Subscribe

Insights on startups, entrepreneurship, angel and venture capital, law, economic development, and other topics, delivered periodically.

More articles